Bebidas saludables en el embarazo

En el embarazo sentimos que tenemos la mayoría de bebidas restringidas.

Conozcamos algunas de las opciones que podemos tomar cuando salimos de casa, muchas de ellas tan deliciosas que pasarán a ser nuestras bebidas favoritas.

Agua

Debe ser nuestra principal bebida por ser la más hidratante, debemos ingerir un mínimo 1,5 o 2 litros de agua, así  que el agua será la base y nuestra principal fuente de líquidos.

Ahora vamos a hacer un repaso a infusiones y tés, de los que tendremos en cuenta los ingredientes. En el embarazo tendremos especial precaución con ciertas hierbas ya que se han demostrado efectos de sus alcaloides en nuestro organismo.  También zumos y batidos preparados de forma totalmente natural.

Tés

Vamos a ver algunos de los más seguros, aunque recordemos que no se deben tomar en exceso ya que la teína dificulta la absorción de hierro. Así que las personas que padecen anemia ferropénica deben evitar su consumo. En general los tés e infusiones no tienen riesgo tomados con moderación, es decir, no exceder de 2 tazas al día.

  • Negro.
  • Verde.
  • Menta, no mezclar con poleo.
  • Rooibos (Aunque realmente no es té ya que no contiene teína y por ello es uno de los más indicados en el embarazo).

Infusiones, calientes o frías.

  • Tomillo o hinojo son de las más recomendadas para la congestión nasal en las embarazadas.
  • Saúco. Con efecto diurético suave que puede utilizarse para la retención de líquidos en el embarazo.
  • Manzanilla, a pesar de ciertas creencias esta infusión puede ser una gran aliada, tradicionalmente se ha usado para algunas molestias digestivas. Su seguridad en el embarazo también está avalado por la American pregnancy Association.
  • Tila o melisa. A pesar de que muchas embarazadas sienten mayor necesidades de sueño las hay que les cuesta dormir, para ellas estaría más indicado estas infusiones.
  • Reduce los vómitos y mejora la digestión, los dolores abdominales. Las embarazadas pueden tomar té de jengibre para reducir las náuseas matinales. También ayuda a luchar contra el estreñimiento.
  • Infusión de hoja de frambuesa (Sólo con el embarazo a término).

 

Aguas

  • De piña, coco o arroz. Tienen buen poder saciante.

 

Jugos

De verdura como tomate, apio, zanahoria, acelga, remolacha, entre otros. Vegetales llenos de vitaminas que muchas veces perdemos al cocinar. Algunos de ellos incluso nos pueden servir como merienda, desayuno o acompañante en alguna comida.

Zumos de frutas

Preparados de forma natural pueden ser, de limón, naranja, granada, manzana entre un amplio abanico de nuestras frutas favoritas, incluso mezclando alguna de ellas.

 

Bebidas a evitar

Los refrescos en general suelen estar excesivamente edulcorados, si nos gustan las bebidas carbonatadas podemos optar por agua con gas.

Néctares y zumos envasados  (tampoco sus versiones sin azúcar). cervezas, vinos, aunque estos últimos disfrutan de buena prensa no olvidemos que son bebidas con alcohol y éste funciona en nuestro organismo como un tóxico.

Respecto al café conocemos que se puede consumir de forma moderada, no más de dos tazas al día. Un descafeinado normalmente contiene sólo 2 mg de cafeína, una cifra muy inferior comparada con los 100-200 mg de un café normal. Sin embargo algunos procedimientos químicos para extraer la cafeína están muy cuestionados.

 

Éstas son algunas de la ideas de bebidas que podemos tomar durante el embarazo, recordemos que hay algunas que no se aconsejan bien porque pueden ser nocivas para el embarazo, bien porque se desconozcan sus efectos y por tanto no son las más recomendadas.